Facebook Twitter

 

Los nopales y las tunas, alimentos tradicionales de nuestra dieta mexicana, son objeto de estudio debido a su potencial como alimentos que aportan beneficios a la salud. Los Institutos Nacionales de Medicina (NIH) de los Estados Unidos, han revisado los efectos hipoglucemiantes de estos vegetales; es decir, su capacidad de reducir los niveles de glucosa (azúcar) en la sangre.

 

El nopal es una cactácea comestible que pertenece al género Opuntia, que incluye dos tipos, la Ficus-indica, de donde se obtiene la tuna y la Opuntia streptacantha, que se cultiva para obtener el nopal.

Tanto los nopalitos como la tuna son alimentos bajos en energía y ricos en fibra soluble, principalmente en pectina. Una taza de nopalitos cocidos (149 g) aporta 22 kcal, 3 g de fibra, 244 mg de calcio y 7.9 mg de vitamina C; mientras que la misma porción de tuna aporta 61 kcal, 5.4 g de fibra, 83 mg de calcio y 20.9 mg de vitamina C.

Las revistas Diabetes Care (2003) y Clinical Diabetes (2004) publicaron revisiones científicas en relación al consumo de nopales para el control de niveles de glucosa en sangre en personas con diabetes mellitus tipo 2.

Los reportes demuestran una disminución de los niveles de glucosa de hasta –48.3 ± 16.2 mg/dL cuando el nopal se consumía cocido. La reducción de niveles de glucosa en sangre eran menores cuando el nopal se consumía crudo.

El efecto hipoglucemiante puede ser debido al contenido de fibra dietética en el nopal, principalmente la soluble (pectina), la cual disminuye la absorción intestinal de hidratos de carbono o azúcares. Por otro lado, un estudio clínico publicado en la revista American Journal of Clinical Nutrition (2004), reportó que consumir 500gr de tuna al día, durante dos semanas, aumentaba  a concentración de antioxidantes y disminuía
los indicadores de oxidación en sangre. Además de ser fuente alimentaria de vitamina C, las tunas contienen betalaínas, pigmentos naturales que también presentan propiedades antioxidantes (atrapan radicales libres).

Comer nopalitos o tunas puede ser complemento o alternativa en el tratamiento de enfermedades como la diabetes mellitus; sin embargo, es necesario comentar con el médico y el nutriólogo sobre su consumo. La revista The Annals of Pharmacotherapy (2010) reportó un caso de sobre efecto hipoglucemiante cuando se combinaban medicamentos como metformina, gliburida y glipizida con el consumo de nopales.

El sobre-efecto provoca una mayor disminución en los niveles de glucosa en sangre hasta llegar a un estado de hipoglucemia; es decir, una reducción anormalmente baja, lo cual si no es evitado, puede tener consecuencias graves.

Y bueno, ¿quién puede resistirse a un plato de ensalada de nopalitos o a unas tunas frescas? El incluir los nopales y las tunas en la dieta ayuda a cubir los requerimientos de fibra, a mantener el peso recomendado y a cuidar la salud, esto considerando todos los nutrimentos y compuestos benéficos que contienen.

Comentarios

Suscríbete a Nutrien

Suscríbete a la Revista Electrónica

Descarga la Revista

Revista Nutrien #7

Facebook

Banner

Números anteriores

Nutrien, Revista #3Nutrien, Revista #4

Banner

Banner

Búscala en:

American Overseas Dietetic Association

image

Nutrien Recomienda

En esta sección encontrarás consejos útiles  para la compra de alimentos

Ver los Productos

image

Recetas Nutrien

Esta sección contiene las recetas de Nutrien para una cocina saludable y deliciosa.

Ver las Recetas

image

Consulta Experto

En esta Seccion encontrarás preguntas sobre nutrición y salud respondidas por nuestro experto.

Entra a Consulta

image

Basado en Evidencia

En esta sección encontraras algunos datos curiosos basados en Evidencia.

Enterate